EnglishEspañolDeutschNederlandsPolski

Boletin

Emails de lecciones

EnglishEspañolDeutschNederlandsPolski
Nuevos textos traducidos

CAPITULO UNO

Los principìos de los milagros.-

  1. No hay grados de dificultad en los milagros. Ninguno es más “difícil” o más “grande” que otro. Son todos iguales. Todas las expresiones de Amor son máximas.

  2. Los milagros como tales no tienen importancia. Lo único que importa es su Fuente, la cual está mucho más allá de cualquier evaluación humana.

  3. Los milagros ocurren naturalmente como expresiones de Amor. El verdadero milagro es el Amor que los inspira. En este sentido, todo lo que proviene del Amor es un milagro.

  4. Todos los milagros significan vida, y Dios es el Dador de vida. Su Voz te dirigirá muy específicamente. Se te dirá todo lo que necesites saber.

  5. Los milagros son hábitos y deben ser involuntarios. No deben estar sometidos a un control consciente. Los milagros seleccionados conscientemente pueden estar erróneamente dirigidos.

  6. Los milagros son naturales. Cuando NO ocurren, es porque algo no ha salido bien.

  7. Todos tienen derecho a los milagros, pero primero es necesaria una purificación.

  8. Los milagros sanan porque llenan una carencia, en el sentido de que son efectuados por aquellos que temporalmente tienen más para aquellos que temporalmente tienen menos.

  9. Los milagros son una forma de intercambio. Como todas las expresiones de amor, que son SIEMPRE milagrosas en el verdadero sentido de la palabra, el intercambio invierte las leyes físicas. Los milagros aportan más amor tanto al que los da como al que los recibe.

  10. El uso de los milagros como un espectáculo para INDUCIR a creer es un error; mejor dicho, indica que su propósito no ha sido comprendido. En realidad, son usados POR y PARA creyentes.

  11. La oración es el vehículo de los milagros. La oración es el medio de comunicación natural entre lo Creado y su Creador. A través de la oración el amor se recibe, y a través de los milagros el amor se expresa.

  12. Los milagros son pensamientos. Los pensamientos pueden representar una realidad de orden inferior u otra de orden superior. Esta es la diferencia básica entre intelectualizar y pensar. Lo uno fabrica lo físico, y lo otro crea lo espiritual; y nosotros creemos en lo que fabricamos o en lo que creamos.

  13. Los milagros son a la vez principio y final y de esta forma alteran el orden temporal. Siempre son afirmaciones de renacimiento, que aparentemente retroceden, pero en realidad se proyectan hacia adelante. Disuelven el pasado en el presente, y de esta manera liberan el futuro.

  14. Los milagros dan testimonio de la verdad. Son convincentes porque surgen de la convicción. Sin convicción se deterioran y se convierten en magia, la cual es absurda, y por lo tanto destructiva. Mejor aún, es el uso no creativo de la mente.

  15. Cada día debería estar dedicado a los milagros. El propósito del tiempo es capacitar al hombre para que aprenda a usarlo constructivamente. El tiempo es, por tanto, un instrumento de enseñanza y un medio para alcanzar un propósito. Cuando su utilidad para facilitar el aprendizaje desaparezca, el tiempo cesará.

  16. Los milagros son instrumentos de enseñanza que demuestran que el dar conlleva más bendiciones que el recibir. Aumentan la fortaleza del que los da y simultáneamente proporcionan fortaleza al que los recibe.

  17. Los milagros trascienden el cuerpo físico. Son repentinos atisbos del plano de lo invisible, alejados del sentido de la realidad de orden inferior. Por eso sanan.

  18. Un milagro es un servicio. Es el servicio máximo que un ser puede prestarle a otro. Es una forma de amar a tu prójimo como a ti mismo. El autor reconoce el incalculable valor de su prójimo y el suyo propio simultáneamente.

  19. Los milagros unifican las mentes en Dios. Dependen de la cooperación porque la Filiación es la suma de todas las Almas que Dios creó. Los milagros, por lo tanto, se basan en las leyes de la eternidad, no del tiempo.

  20. Los milagros despiertan de nuevo la comprensión de que el Altar de la verdad es el Espíritu, no el cuerpo. Este reconocimiento conduce al poder sanador del milagro.

  21. Los milagros son expresiones naturales de perdón total. A través de los milagros el hombre acepta el perdón de Dios, extendiéndolo a otros.

  22. Los milagros han sido asociados con el miedo debido solamente a la falaz creencia de que la oscuridad puede OCULTAR. El hombre cree que lo que no puede ver, no existe, y sus ojos físicos no pueden ver en la oscuridad. Esta es una respuesta muy primitiva, y ha conducido a la negación de la visión espiritual [1]. La huída de la oscuridad consta de dos etapas:

    Reconocer que la oscuridad NO PUEDE ocultar. Este paso generalmente conlleva miedo.

    Reconocer que no hay nada que QUIERAS ocultar aunque PUDIERAS. Este paso permite EVADIRSE del miedo.

  23. Los milagros reorganizan la percepción y colocan los niveles de percepción en su verdadera perspectiva. Esto sana a TODOS los niveles porque la enfermedad surge cuando hay una confusión de niveles.

    Cuando realmente no desees ocultar nada, no sólo desearás entrar en comunión, sino que también comprenderás la Paz y la alegría. Tu compromiso no es total aún, por eso todavía tienes que aprender.más de lo que puedes enseñar. Cuando te estabilices, serás capaz de enseñar tanto como aprendas, lo que te dará un equilibrio correcto. Mientras tanto, recuerda que ningún esfuerzo se pierde, porque a menos que recuerdes esto, no podrás beneficiarte de MIS esfuerzos, que SON infinitos. Sólo la eternidad es real. ¿Porqué no usar la ilusión del tiempo constructivamente

  24. Los milagros capacitan al hombre para curar a los enfermos y resucitar a los muertos porque él mismo fabricó la enfermedad y la muerte, y puede abolirlas a ambas. TÚ eres un milagro, capaz de crear a semejanza de tu Creador. Todo lo demás es sólo tu propia pesadilla y no existe. Sólo las Creaciones de la Luz son reales.

  25. Los milagros son parte de una ininterrumpida cadena de perdón, la cual, al completarse, constituye la Expiación. Este proceso funciona todo el tiempo, y en todas las dimensiones del tiempo.

    Yo estoy a cargo del proceso de Expiación, cuyo inicio emprendí. Cuando le ofreces un milagro a cualquiera de mis hermanos, te lo ofreces a TI MISMO y me lo ofreces a mí. La razón por la que TU acudes a MI es que yo no necesito milagros para mi propia Expiación, pero estoy ahí para apoyar en caso de que tú falles temporalmente. El propósito de mi papel en la Expiación es la cancelación de todas las carencias de amor que los hombres no podrían corregir de otra manera. La palabra “pecado”debería ser cambiada por “falta de amor”, porque “pecado” es una palabra fabricada por el hombre, con connotaciones amenazadoras inventadas por él. No existe una amenaza REAL en ninguna parte. Nada ganáis asustándoos a vosotros mismos, y hacerlo es muy destructivo

  26. Los milagros representan la LIBERACIÓN del miedo. “Expiar” realmente significa “deshacer”. Deshacer el miedo es una parte esencial del valor Expiatorio de los milagros.

    El propósito de la Expiación es restituirte TODO; mejor dicho, restituirlo a tu CONCIENCIA. Te fue DADO todo cuando fuiste creado, igual que a todos los demás. Cuando el reconocimiento de tu estado original ha sido restaurado en ti, pasas a ser parte de la Expiación de forma natural. A medida que compartas mi incapacidad para tolerar la falta de amor en ti y en los demás, DEBERÁS unirte a la Gran Cruzada para corregirla El lema de la Cruzada es: “Escucha, aprende y ACTÚA”.-Escucha mi voz, aprende a deshacer el error, y HAZ algo para corregirlo.

    El poder de obrar milagros te PERTENECE. Yo proporcionaré las oportunidades para realizarlos pero TÚ debes estar preparado y dispuesto, dado que ya eres capaz. El realizarlos traerá consigo confianza en la capacidad, ya que la convicción realmente proviene de los éxitos. La habilidad es el potencial; el logro es su expresión; y la Expiación es el Propósito

  27. Un milagro es una bendición universal de Dios para TODOS mis hermanos a través de mí. El privilegio de los perdonados es perdonar.

    A los discípulos se les dijo específicamente que fueran médicos del Señor, y que sanaran a otros. También se les dijo que se SANARAN SI MISMOS, y se les prometió que yo nunca les dejaría o les abandonaría. La Expiación es la profesión natural de las Criaturas de Dios porque ellas me han profesado. “El Cielo y la Tierra pasarán” simplemente quiere decir que no continuarán existiendo como estados separados. Mi palabra, que es la Resurrección y la Luz, no pasará, porque la Luz es eterna. TÚ eres la obra de Dios, y Su obra es enteramente digna de amor y enteramente amorosa. Así es como un hombre DEBE pensar de si mismo en su corazón, porque esto es lo que él ES.

  28. Los milagros son un medio para organizar diferentes niveles de conciencia.

    Los milagros vienen del nivel profundo o subconsciente. Las revelaciones vienen del nivel superior o supraconsciente. El nivel consciente está en medio de ambos y reacciona tanto a los impulsos subconscientes como a los supraconscientes con una intensidad variable. La conciencia es el nivel que se involucra en el mundo y es capaz de responder a ambos. Dado que no tiene impulsos propios, ya que es básicamente un mecanismo para inducir respuestas, puede equivocarse fácilmente.

    La revelación produce una suspensión completa pero temporal de la duda y el miedo. Representa la forma original de comunicación entre Dios y Sus Almas, produciendo una sensación extremadamente personal de proximidad a la Creación, que el hombre intenta encontrar en las relaciones físicas. La proximidad física NO PUEDE lograr esto. Los impulsos subconscientes propiamente son los que inducen los milagros, los cuales son genuinamente interpersonales, y resultan en un acercamiento auténtico a los demás. Esto puede ser malinterpretado por una conciencia PERSONALMENTE deseosa como un impulso hacia la gratificación física.

    Las revelaciones unen a las Almas con Dios directamente. Los milagros unen a las mentes entre sí directamente. Ninguno de los dos emana de la conciencia, pero ambos se EXPERIMENTAN allí. Esto es esencial, ya que la conciencia es el estado que induce a la acción a pesar de que NO la inspira. El hombre es libre de creer lo que él elija, y lo que HACE atestigua aquello en lo que cree. Los niveles más profundos del subconsciente SIEMPRE contienen el impulso hacia los milagros, pero el hombre es libre de llenar los niveles más superficiales, más cercanos a la conciencia, con los impulsos mundanos, e identificarse con ellos. Como resultado de esto, se niega a sí mismo el acceso al nivel milagroso que subyace en lo profundo. Entonces, en sus acciones, sus relaciones también se vuelven superficiales y una forma de contacto inspirada en el milagro se torna imposible.

  29. Los milagros son una forma de LOGRAR la liberación del miedo

    La revelación induce un estado en el que el miedo YA ha sido abolido. Por lo tanto, los milagros son un medio, y la revelación es un fin. Los milagros no dependen de la revelación: la INDUCEN. La revelación es intensamente personal, y no puede ser traducida a contenidos racionales en absoluto. Por esto, cualquier intento de describirla con palabras es normalmente incomprensible. La revelación induce SÓLO a la experiencia. Los milagros, por otra parte, inducen a la ACCIÓN. Los milagros son más útiles ahora, debido a su naturaleza interpersonal. En esta fase del aprendizaje, obrar milagros es más importante, porque la liberación del miedo no es algo que se te pueda imponer.

  30. Los milagros alaban a Dios a través de los hombres. Alaban a Dios honrando a Sus Creaciones, y afirmando la perfección de éstas. Sanan porque niegan la identificación con el cuerpo, y afirman la identificación con el Espíritu. A través de la percepción del Espíritu, ajustan los niveles y los contemplan alineados correctamente. Esto coloca al Espíritu en el Centro, donde las Almas pueden comunicarse directamente

  31. Los milagros deben inspirar gratitud, no reverencia. El hombre debe dar gracias a Dios por lo que realmente es. Los Hijos de Dios son muy santos, y los milagros honran su santidad. Las Creaciones de Dios nunca pueden perder su santidad, aunque ésta puede quedar oculta. El milagro la descubre, y la trae a la luz a la que pertenece. La santidad nunca puede estar realmente oculta en la oscuridad, pero el hombre puede engañarse acerca de esto. Esta fantasía lo vuelve temeroso, porque en su corazón sabe que ES una ilusión, y lleva a cabo enormes esfuerzos para demostrar su realidad. El milagro sitúa la realidad donde le corresponde. La realidad eterna pertenece sólo al Espíritu, y el milagro únicamente reconoce esta verdad. De esta manera disipa las ilusiones del hombre acerca de sí mismo, y lo pone en comunión consigo mismo y con Dios.

  32. Cristo inspira todos los milagros, que en realidad son intercesiones. Interceden a favor de la santidad del hombre y santifican su percepción. Al situarlo más allá de las leyes físicas, lo elevan a la esfera del orden celestial. En ESTE orden, el hombre ES perfecto.

    El Alma nunca pierde su comunión con Dios. Sólo la mente NECESITA Expiación. El milagro se une a la Expiación de Cristo colocando la mente al servicio del Espíritu. Esto restablece el funcionamiento correcto de la mente, y corrige sus errores.

  33. Los milagros honran al hombre PORQUE es digno de amor. Disipan las ilusiones acerca de él y perciben su Luz. De esta forma expían sus errores, liberándolo de sus propias pesadillas. Lo rescatan de una cárcel en la que se ha aprisionado a sí mismo, y al liberar su mente de las ilusiones, restauran su cordura. La mente del hombre PUEDE estar poseída por las ilusiones, pero su Espíritu es eternamente libre. Si una mente percibe sin amor, lo que percibe es una cáscara vacía, y no es consciente del Espíritu que mora en ella. Pero la Expiación restituye el Alma a su lugar correcto. La mente que sirve al Espíritu es invulnerable.

  34. Los milagros restauran a la mente su plenitud. Al deshacer la ilusión de carencia, establecen una protección perfecta. La fortaleza del Espíritu no deja sitio para intromisiones. Los perdonados están llenos con el Espíritu, y perdonan a su vez. El deber de los liberados es liberar a sus hermanos.

    Los perdonados son los medios de los que se vale la Expiación. Aquellos liberados por Cristo deben unirse en la liberación de sus hermanos, porque éste es el plan de la Expiación. Los milagros son el medio por el que todas las mentes que sirven al Espíritu se unen con Cristo para la salvación, o liberación, de todas las Creaciones de Dios.

  35. Los milagros son expresiones de amor, pero esto no implica que sus efectos sean siempre observables. Yo soy el único que puede realizar milagros indiscriminadamente, porque YO SOY la Expiación. Tú juegas un papel en la Expiación, que yo TE dictaré. PREGÚNTAME qué milagros debes realizar. Esto evitará que te agotes, ya que actuarás bajo comunicación directa.

  36. Los milagros controlados por Cristo son parte de la Expiación, pero el ser guiado por Cristo es personal. La naturaleza impersonal de los milagros es un ingrediente esencial, porque esto ME permite controlar su aplicación. La guía de Cristo conduce a la experiencia altamente PERSONAL de la Revelación, por esto requiere una elección PERSONAL. Un guía NO controla, pero SI dirige, dejando el que le sigas o no a tu criterio. “No nos dejes caer en la tentación” significa “apártanos de nuestros propios errores”. “Toma tu cruz y sígueme” quiere decir “reconoce tus errores y elige abandonarlos siguiendo mi guía”.

    Recuerda que el error no puede amenazar realmente a la verdad, la cual puede SIEMPRE resistirlo. SÓLO el error es verdaderamente vulnerable. Eres libre de establecer tu reino donde creas conveniente, pero la elección correcta es inevitable si recuerdas esto

    El Espíritu está eternamente en estado gracia.
    La realidad del hombre es sólo Espíritu..
    Por tanto, el hombre está eternamente en estado de gracia.

    La Expiación deshace todos los errores al respecto, y de esta forma extirpa de raíz la AUTÉNTICA causa del miedo. Cada vez que la seguridad que Dios ofrece se experimenta como una amenaza, se debe SIEMPRE a que estás defendiendo una lealtad extraviada y mal dirigida. Esto es lo que implica siempre la proyección. El error es falta de amor. Cuando el hombre proyecta esto a otros, los aprisiona, pero sólo en la medida en que refuerza el error que ellos YA han cometido. Esto es lo que los hace vulnerables a la distorsión de otros, ya que su PROPIA percepción de si mismos está distorsionada. El obrador de milagros SÓLO puede bendecir, y así, deshace sus distorsiones y los libera de la prisión.

  37. Los milagros son ejemplos de pensamiento verdadero. El contacto con la realidad se vuelve fuerte y preciso, a todos los niveles, permitiendo así la correcta delimitación de las fronteras intra- e interpersonales. Como resultado de esto, la percepción del autor se alinea con la verdad tal y como Dios la creó.

  38. Un milagro es un factor de corrección introducido en el pensamiento falso por mí. Actúa como un catalizador, socavando las percepciones erradas, y reorganizándolas correctamente. Esto sitúa al hombre bajo el principio de la Expiación, que sana su percepción. Mientras esto último no haya ocurrido, es imposible que se produzca una revelación del Orden Divino.

  39. La Visión Espiritual es el mecanismo de los milagros porque lo que Ella percibe ES verdad. Percibe tanto las Creaciones de Dios como las creaciones del hombre. Entre las creaciones del hombre, Ella puede separar lo verdadero de lo falso debido a su habilidad para percibir totalmente, en lugar de selectivamente. Se convierte así en el instrumento adecuado para examinar la realidad, lo cual siempre implica la necesaria diferenciación entre lo falso y lo verdadero.

  40. El milagro disuelve el error porque la Visión Espiritual identifica el error como falso, o irreal. Esto es igual que decir que cuando se percibe luz, la oscuridad desaparece automáticamente.

    La oscuridad es falta de luz, como el pecado es falta de amor. Carece de características singulares propias. Es un ejemplo de la falacia de la “escasez”, de la cual se deriva SÓLO error. La verdad es siempre abundante. Aquellos que perciben y saben que lo tienen todo no necesitan NINGUNA clase de comportamiento impulsivo.

  41. El milagro reconoce a todos los hombres como tus hermanos y los míos. Es una manera de percibir la señal universal de Dios en ellos. El que los Hijos de Dios sean especiales NO proviene de la exclusión, sino de la inclusión. TODOS mis hermanos son especiales. Si alguno de ellos cree que se le ha privado de algo, su percepción se distorsiona. Cuando esto ocurre, se menoscaban las relaciones de la familia de Dios entera, o sea, de la Filiación. A la larga, cada miembro de la familia de Dios debe regresar. El milagro le llama a retornar, porque le bendice y le honra, aun cuando pueda estar ausente en espíritu.

    “Dios no será burlado” no es una advertencia, sino una confirmación de este punto. Dios SERÍA burlado si alguna de Sus Creaciones careciera de santidad. La Creación ES íntegra, y la señal de la integridad es la santidad.

  42. Según percibas,
    Así te comportarás”.

    La integridad es el contenido perceptual de los milagros. De esta manera corrige, o deshace, la errónea percepción de carencia en cualquier sitio.

    Aquí empezamos a hacer la distinción fundamental entre los milagros y la proyección. El estímulo debe preceder a la respuesta, y también determinará el tipo de respuesta que se efectúe. .La conducta ES un tipo de respuesta, así que la pregunta “¿respuesta a qué?” se convierte en algo crucial. Dado que el estímulo se identifica a través de la percepción, primero percibes el estímulo, y luego actúas consecuentemente. Se deduce, entonces, que

    La Regla de Oro te pide que te comportes con los demás, como tú deseas que los demás se comporten contigo. Esto quiere decir que la percepción de AMBOS debe ser exacta. La Regla de Oro es la norma para un comportamiento apropiado. No puedes comportarte apropiadamente a menos que percibas con precisión, porque el comportamiento adecuado DEPENDE de que no haya confusión de niveles. La presencia de confusión de niveles siempre resulta en un análisis inestable de la realidad, y por tanto, la conducta apropiada será también inestable. Dado que tú y tu vecino sois miembros iguales de la misma familia, así como percibas a ambos, te comportarás con ambos. La forma de percibir adecuada para comportarse de acuerdo con la Regla de Oro consiste en mirar desde la percepción de tu PROPIA santidad, y percibir la santidad de los demás.

    El vacío engendrado por el miedo debe ser reemplazado por amor, porque el amor y su ausencia están en la misma dimensión, y la corrección no puede ser emprendida excepto dentro de una misma dimensión. De lo contrario, ha habido una confusión de niveles. La muerte es la afirmación humana de una creencia en el “destino”, o confusión de niveles. Por eso es que la Biblia dice, “NO HAY muerte”, y por lo que yo demostré que la muerte no existe. Yo vine a cumplir la ley REINTERPRETÁNDOLA. La ley en si, correctamente entendida, ofrece sólo protección al hombre. Son aquellos que aún no han “cambiado de mentalidad” los que introdujeron en ella el concepto del “fuego del infierno”.

    Yo te aseguro que seré testigo de todo aquel que me lo permita, y en la medida en que me lo permita. TU testimonio confirma TU creencia, y de esa forma la fortalece. Mis testigos expresan, a través de sus milagros, que abandonaron la creencia en la privación a favor de la abundancia que han aprendido les PERTENECE.

  43. Una de las mayores aportaciones que los milagros realizan es su capacidad para liberar al hombre de su extraviado sentido de aislamiento, privación y pérdida.

    Los milagros son afirmaciones de Filiación, el cual es un estado de compleción y abundancia. Todo aquello que es verdad y real es eterno, y NO PUEDE cambiar o SER cambiado. El Espíritu es, por tanto, inalterable, porque YA es perfecto, pero la mente puede decidir a que nivel elige servir. El ÚNICO límite que se pone a esta elección es que NO SE PUEDE servir a dos amos.

    La mente, si así lo elige, se convierte en un medio por el cual el Alma crea en la línea de su propia creación. Si no elige hacer esto libremente, retiene su POTENCIAL creativo, pero se coloca a si misma bajo un control tiránico en lugar de bajo una genuina autoridad. Como resultado de esto se aprisiona, porque así son los dictados de los tiranos. Cambiar de mentalidad significa colocarla a disposición de una Autoridad VERDADERA.

    El milagro es, por tanto, una señal de que la mente ha elegido ser guiada por Cristo en SU servicio. La abundancia de Cristo es el resultado natural de la elección de seguirlo. Todas las raíces superficiales deben ser arrancadas porque no son suficientemente profundas para sostenerte. La ilusión de que las raíces superficiales pueden arraigarse más profundamente y así convertirse en apoyos firmes, es una de las distorsiones sobre las cuales descansa lo OPUESTO a la Regla de Oro. A medida que se abandonan estos falsos soportes, el equilibrio se experimenta temporalmente como inestable. Sin embargo, el hecho es que no hay nada menos estable que una orientación al revés. Y cualquier cosa que la mantenga así es incapaz de conducir a una mayor estabilidad.

  44. Los milagros surgen de un estado milagroso de la mente. Dado que somos uno, este estado de la mente se extiende a CUALQUIERA, incluso sin que el propio obrador de milagros sea consciente de ello. La naturaleza impersonal de los milagros se debe a que la Expiación es una en sí misma, uniendo a todas las creaciones con su Creador.

  45. El milagro es la expresión de una conciencia interior de Cristo, y de la aceptación de SU Expiación. La mente se coloca entonces en un estado de gracia, y se vuelve naturalmente benévola, tanto hacia el Anfitrión dentro como hacia el desconocido fuera. Al traer dentro al desconocido, éste se vuelve tu hermano.

  46. Un milagro jamás se pierde. Toca a muchas personas a las que ni siquiera conoces, y a veces produce cambios inimaginables en fuerzas de las cuales no eres siquiera consciente. Eso no debe preocuparte. El milagro siempre TE bendecirá.

    Los milagros que NO se te pida realizar no han perdido su valor. Aún son expresiones de tu propio estado de gracia, pero el aspecto ACTIVO del milagro debe ser controlado por Cristo debido a su perspectiva completa de la Totalidad del Plan. La naturaleza impersonal de la mentalidad milagrosa garantiza TU gracia, pero sólo Cristo está en situación de saber donde ésta debe ser OTORGADA.

  47. La mentalidad milagrosa significa estar preparado para el milagro. Estar preparado significa que debes mantener siempre tu recta percepción, para que estés SIEMPRE dispuesto, deseoso y capacitado. Estos son los requisitos esenciales de “escucha, aprende y actúa”. Debes estar DISPUESTO a escuchar, DESEOSO de aprender, y CAPACITADO para actuar. Sólo el último es involuntario, porque lo que debe estar controlado por Cristo es la APLICACIÓN de los milagros. Los otros dos, que constituyen los aspectos VOLUNTARIOS de la mentalidad milagrosa, DEPENDEN de ti.

  48. El asombro reverencial es una respuesta inapropiada a los milagros. La revelación es literalmente indescriptible porque es una experiencia de amor indescriptible. El asombro reverencial debe reservarse para la revelación, para la cual es perfecta y correctamente aplicable. NO es aplicable a los milagros porque el estado de asombro reverencial es un estado de adoración. Implica que uno de orden inferior se encuentra delante de uno más grande. Este es el caso SOLAMENTE cuando un Alma se encuentra delante de su Creador. Las Almas son creaciones perfectas, y experimentan reverencia solamente en Presencia del Creador de la perfección.

    El milagro, por otra parte, es una señal de amor entre iguales. Los iguales no pueden sentir reverencia entre ellos porque la reverencia implica desigualdad. Es, por tanto, una reacción inapropiada hacia mí. Un hermano mayor tiene derecho a respeto debido a su mayor experiencia, y a una obediencia razonable por su mayor sabiduría. Merece también amor porque ES un hermano, y devoción, si es devoto. Es sólo mi devoción por ti lo que me hace merecedor de la tuya. No hay nada en mí que TÚ no puedas alcanzar. Yo no tengo nada que no proceda de Dios. La diferencia principal entre nosotros por ahora es que yo no tengo NADA MÁS. Esto me sitúa en un estado de verdadera santidad, que en ti aún está en POTENCIA.

    “Nadie llega al Padre sino es por mí” se encuentra entre las frases peor comprendidas de la Biblia. Esto NO significa que yo esté separado o sea diferente de ti en modo alguno EXCEPTO EN EL TIEMPO, el cual realmente no existe. De hecho, la cita tiene más significado si se considera sobre un eje vertical y no horizontal. En relación a la vertical, el hombre se encuentra debajo de mí y yo me encuentro debajo de Dios. En el proceso de “elevamiento”, YO ESTOY más arriba. Esto se debe a que, sin mí, la distancia entre Dios y el hombre sería demasiado grande para que tú pudieras salvarla.

    Yo soy el puente que salva esa distancia, como hermano mayor del hombre por un lado, y como Hijo de Dios por el otro lado. Mi devoción a mis hermanos me ha colocado a cargo de la Filiación, la cual puedo completar sólo en la medida en que yo la COMPARTO. Esto puede parecer que contradice la frase “Yo y mi Padre somos uno”, pero existen todavía partes diferentes en la frase, en reconocimiento de que el Padre es más grande. (La frase original decía “somos de la misma clase”). El Espíritu Santo es el Mensajero de las Revelaciones. Las revelaciones son INDIRECTAMENTE inspiradas por mí, porque yo estoy más cerca del Espíritu Santo, y alerta a que mis hermanos estén ya preparados para recibir la revelación. De esa forma puedo OBTENER para ellos más de lo que ellos pueden ATRAER por sí mismos.

  49. El Espíritu Santo es el Mediador de Comunicación más Elevado. Los milagros no involucran este tipo de comunicación porque son recursos TEMPORALES de comunicación. Cuando el hombre retorne a su forma original de comunicación con Dios, los milagros ya no serán necesarios. El Espíritu Santo es el mediador de la comunicación desde arriba hacia abajo, manteniendo abierto a la revelación el canal directo de Dios hacia el hombre. La revelación no es recíproca. Es siempre DE Dios HACIA el hombre. El milagro ES recíproco porque implica igualdad.

  50. El milagro es un recurso de enseñanza que disminuye la necesidad del tiempo. En el plano longitudinal u horizontal, el reconocimiento de la verdadera igualdad de todos los miembros de la Filiación parece necesitar un tiempo casi infinito. Sin embargo, los repentinos cambios de la percepción horizontal a la vertical que el milagro produce introducen un intervalo del cual tanto el autor como el receptor, AMBOS, emergen mucho más allá en el tiempo de lo que podría ser si ocurriera de otra manera.

    El milagro, por tanto, tiene la propiedad única de acortar el tiempo, convirtiendo en innecesario el espacio de tiempo que ocupa. NO existe relación entre el tiempo que TOMA obrar un milagro y el tiempo que ABARCA su repercusión. En realidad substituye un aprendizaje que llevaría miles de años. Esto ocurre debido al reconocimiento de perfecta igualdad y santidad entre el autor y el receptor, que está implícito en el milagro y sobre el que éste descansa.

    Dijimos antes que el milagro anula el tiempo. Hace esto COLAPSÁNDOLO, y de esa forma anula ciertos INTERVALOS internos, DENTRO, sin embargo, de una secuencia temporal más grande. Así establece un intervalo de tiempo que sigue un patrón anómalo y NO se encuentra sometido a las leyes usuales del tiempo. Sólo en este sentido es intemporal. Colapsando el tiempo lo acorta, de forma parecida a como se ahorra tiempo durante el día. El milagro reorganiza la distribución de la luz.

  51. El milagro es el único instrumento que tiene el hombre a su inmediata disposición para controlar el tiempo. Sólo la revelación TRASCIENDE el tiempo, y no tiene relación alguna con este.

    El milagro es en gran medida como el cuerpo, en que ambos son recursos de aprendizaje cuya meta es facilitar un estado en el que ambos sean innecesarios. Cuando el estado original, de comunicación directa del Alma se alcance, ni el cuerpo ni el milagro tendrán propósito alguno. Mientras crea que es un cuerpo, sin embargo, el hombre puede elegir entre canales de expresión milagrosos, o carentes de amor. Puede fabricar una cáscara vacía, pero NO PUEDE dejar de expresar. Puede esperar, retrasar, paralizarse a sí mismo, reducir su creatividad casi a cero, e incluso detener su desarrollo o entrar en una regresión. Pero no puede ANULAR su creatividad. Puede destruir su capacidad de comunicación, pero NO su potencial.

    El hombre NO fue creado por su libre albedrío solamente. Y tiene capacidad de decisión sólo sobre lo que ÉL ha creado. La decisión básica de los que tienen mentalidad milagrosa es no esperar en el tiempo más allá de lo necesario. El tiempo puede perderse y también malgastarse. El obrador de milagros, por lo tanto, acepta el factor de control del tiempo gustosamente, porque reconoce que cada colapso del tiempo acerca más a toda la humanidad a la LIBERACIÓN última del tiempo, en la cual el Hijo y el Padre SON uno

    La igualdad no implica homogeneidad AHORA. Cuando cada uno reconozca que lo tiene todo, las contribuciones individuales a la Filiación ya no serán necesarias. Cuando la Expiación se haya completado, TODOS los Hijos de Dios compartirán TODAS las aptitudes. Dios NO es parcial. Todas Sus criaturas poseen la totalidad de Su Amor, y TODOS sus dones se otorgan libremente a todos por igual. “Excepto que os volváis como niños” significa que, a menos que reconozcas totalmente tu completa dependencia de Dios, no podrás conocer el poder real del Hijo en su verdadera relación con el Padre.

    Tú que deseas la paz puedes encontrarla sólo perdonando completamente. En realidad, nunca DESEASTE la paz antes, así que no tenía sentido decirte cómo lograrla. Nadie aprende a menos que quiera aprender, y crea, de alguna forma, que lo NECESITA. Mientras que el concepto de carencia no existe en la Creación de Dios, es MUY evidente en las creaciones del hombre. Esta es, de hecho, la diferencia esencial entre ambas. Una necesidad supone una carencia por definición. Implica el reconocimiento de que tú estarías mejor en un estado diferente, de alguna manera, de aquel en el que estás.

    Hasta la “separación”, el cual es un término más adecuado que la “caída”, nada faltaba. Eso significa que el hombre no tenía necesidades. Si él no se hubiera privado a sí mismo, nunca las habría experimentado. Después de la separación, las necesidades se convirtieron en la más poderosa fuente de motivación para las acciones humanas. Toda conducta está esencialmente motivada por necesidades, pero la conducta en sí misma no es un atributo Divino. El cuerpo es el mecanismo para la conducta. La creencia de que PODRÍA estar mejor con él es la razón por la que el hombre tiene este mecanismo a su disposición

    Cada uno actúa de acuerdo con la particular jerarquía de necesidades que establece para sí mismo. Su jerarquía, a su vez, depende de su percepción de lo que él ES; o sea, de qué CARECE. La sensación de estar separado de Dios es la ÚNICA carencia que realmente necesita corregir. Esta sensación de separación nunca habría ocurrido si él no hubiera distorsionado su percepción de la verdad., percibiéndose A SÍ MISMO como carente. El concepto de CUALQUIER clase de jerarquía de necesidades surgió debido a que, al cometer este error fundamental, el hombre se fragmentó a sí mismo en diferentes niveles con diferentes necesidades. A medida que se integra, vuelve a ser uno, y sus necesidades, por lo tanto, también se unifican.

    Las necesidades unificadas producen una acción unificada, porque desaparece la ambivalencia. El concepto de una jerarquía de necesidades,-un corolario del error original de que el hombre puede estar separado de Dios-, requiere corrección en su propio nivel, antes de que el error de percibir niveles pueda ser corregido. El hombre no puede funcionar con eficacia mientras se encuentre dividido en niveles. Sin embargo, mientras lo hace, la corrección debe introducirse de abajo ARRIBA. Esto se debe a que ahora está funcionando en el espacio, donde conceptos tales como “arriba y “abajo” tienen significado. En última instancia, el espacio significa tan poco como el tiempo. En realidad se trata de una CREENCIA en el espacio-tiempo.

    El mundo físico existe solamente para que el hombre pueda usarlo para corregir su INCREDULIDAD, que lo colocó allí originalmente. Él no podrá nunca controlar los efectos del miedo por sí mismo porque él FABRICÓ el miedo y cree en lo que fabricó. En actitud, por tanto, aunque NO en contenido, se asemeja a su Creador, Quien tiene perfecta fe en Sus creaciones PORQUE El las creó. La creencia en una creación produce su existencia. Por esto un hombre puede creer en algo que nadie más crea que es verdad. Es verdad para él porque él lo fabricó.

    Cada aspecto del miedo procede de una percepción invertida. Los más auténticamente creativos dedican sus esfuerzos a corregir los errores en la percepción. El neurótico dedica los suyos a hacer concesiones. El psicótico trata de escapar estableciendo la verdad cierta de sus propios errores. Es muy difícil liberarlo con los medios ordinarios porque es muy coherente en su negación de la verdad. El milagro, sin embargo, no hace estas distinciones. Corrige los errores PORQUE son errores. Por lo tanto, el próximo punto que hay que recordar acerca de los milagros es que:

  52. El milagro no hace distinción entre distintos grados de error en la percepción. Es un instrumento para corregir la percepción, eficaz independientemente del grado o la dirección del error. Esta es VERDADERA falta de discriminación.

    Los milagros controlados por Cristo son selectivos SÓLO en el sentido de que se dirigen a aquellos que pueden usarlos para SÍ MISMOS. Ya que es inevitable que ellos los extiendan a otros, se suelda una fuerte cadena de Expiación. Sin embargo, el control de Cristo no toma en cuenta en absoluto la magnitud del milagro mismo porque el concepto de tamaño existe en un plano que es irreal. Dado que el milagro pretende restaurar la conciencia de la realidad, difícilmente sería útil si estuviera limitado por las leyes que gobiernan el error que pretende corregir. Sólo el hombre comete esta clase de error. Este es un ejemplo de la disparatada coherencia engendrada por sus falsas creencias.

    El poder y la fuerza de la voluntad creadora del hombre debe ser comprendido antes de poder entender el significado real de la negación y abandonarla. NO estamos ante una simple negación. Es una auténtica creación falsa. A pesar de que es NECESARIO que su hacedor crea en ella, la creación falsa no existe en absoluto al nivel de la verdadera creación.

  53. El milagro compara lo que el hombre ha fabricado con el nivel más elevado de la creación, aceptando lo que está en ARMONÍA con éste como verdadero, y rechazando lo discordante como falso. Todos los aspectos del miedo son falsos porque NO existen en los niveles de creación más elevados, y por tanto no existen en absoluto. En la medida en que el hombre esté dispuesto a someter sus creencias a esta prueba, en esa medida serán corregidas sus percepciones

    Al separar lo falso de lo verdadero, el milagro sigue las siguientes normas:

    Si el amor perfecto expulsa al miedo,
    Y el miedo existe,
    Entonces NO hay amor perfecto.”

    Pero

    Sólo el amor perfecto existe REALMENTE.
    Si HAY miedo,
    Este crea un estado que no existe.”

    Cree esto y SERÁS libre. Sólo Dios puede establecer esta solución y ESTA fe ES su regalo.

DISTORSIONES DE LOS IMPULSOS MILAGROSOS.

Estás enmarañado en distorsiones inconscientes que cubren con una densa envoltura tus impulsos milagrosos, dificultando así que lleguen a tu conciencia. La naturaleza de cualquier relación interpersonal se limita o define por lo que tú quieres que HAGA. Relacionarse es una forma de lograr un resultado. El peligro de las defensas radica en su propensión a mantener rígidamente en su lugar las percepciones erradas. Todas las acciones que surgen de un pensamiento invertido son literalmente las expresiones conductuales de aquellos que no saben lo que hacen. Una orientación rígida puede ser extremadamente confiable, incluso si está al revés. De hecho, mientras más consistentemente invertida está, MÁS confiable es.

Sin embargo, la validez sigue siendo la meta última, a cuyo servicio debe estar la confiabilidad. La hostilidad, el triunfo, la venganza, la auto-degradación, y toda clase de expresiones de falta de amor se ven con frecuencia claramente en las fantasías que acompañan a éstas. Pero es un error PROFUNDO imaginar que, dado que estas fantasías son tan frecuentes, o su apariencia tan confiable, esto implique alguna validez. Recuerda que, mientras que la validez implica confiabilidad, la relación NO es reversible. Tú puedes ser totalmente confiable y estar ENTERAMENTE equivocado. Dado que un instrumento confiable MIDE algo, ¿qué UTILIDAD puede tener a menos que descubras qué es ese “algo”?. Este curso, por tanto, se concentrará en la validez, dejando a la confiabilidad situarse naturalmente en su lugar adecuado.

La confusión entre los impulsos milagrosos y los impulsos físicos es una fuente muy importante de distorsión perceptual, porque INDUCE, en lugar de aclarar, la confusión básica que subyace a la percepción de todos aquellos que buscan la felicidad con los instrumentos de este mundo. Los impulsos físicos inapropiados, (o los impulsos milagrosos mal dirigidos), tienen como resultado culpa consciente si se expresan, o depresión si se niegan. El ÚNICO placer verdadero viene de cumplir la Voluntad de Dios. Esto se debe a que NO cumplirla es una negación del Ser. La NEGACIÓN del error da como resultado la proyección. La CORRECCIÓN del error trae alivio. “No nos dejes caer en la tentación” significa “no nos dejes engañarnos a nosotros mismos creyendo que podemos relacionarnos en paz con Dios o con nuestros hermanos a través de ALGO externo.”

Criatura de Dios, Tú fuiste creado para crear lo bueno, lo bello y lo santo. No pierdas esto de vista. El amor de Dios, durante un poco más de tiempo, deberá aún expresarse a través de los cuerpos, porque la visión real es todavía muy mortecina. El mejor uso que cada uno puede hacer de su cuerpo es expandir su percepción humana para que pueda ver la visión REAL. ESTA visión es invisible a los ojos físicos. El propósito último del cuerpo es convertirse en innecesario. El aprendizaje de esto es la única razón real para su creación.

Las fantasías de cualquier clase son formas distorsionadas de pensamiento porque SIEMPRE implican un giro de la percepción hacia la irrealidad. La fantasía es una forma degradada de visión. La visión y la revelación están estrechamente relacionadas, mientras que la fantasía y la proyección están estrechamente asociadas porque ambas intentan controlar la realidad externa según necesidades internas falsas. Deforma la realidad de CUALQUIER manera, y estarás percibiendo destructivamente. La realidad se perdió a través de la usurpación, la cual a su vez produjo tiranía. Yo os dije que ahora habéis sido restituidos a vuestro papel anterior en el plan de la Expiación, pero vosotros aún debéis elegir libremente dedicaros a la restauración más grande. Mientras un solo esclavo siga caminando por la tierra, vuestra liberación no es completa. La restauración COMPLETA de la Filiación es la única meta verdadera de aquellos que tienen mentalidad milagrosa.

NINGUNA fantasía es verdad. Son distorsiones de la percepción, por definición. Son una forma de construir asociaciones falsas, y obtener placer de ellas. El hombre puede hacer esto sólo porque él ES creador. Pero a pesar de que puede percibir falsas asociaciones, no podrá nunca convertirlas en reales EXCEPTO PARA SÍ MISMO. El hombre cree en lo que crea. Si crea milagros, su creencia en ELLOS será igualmente poderosa. La fuerza de SU convicción sustentará entonces la creencia del receptor del milagro. Y las fantasías se volverán totalmente innecesarias a medida que la absolutamente satisfactoria naturaleza de la realidad, se vuelva evidente para ambos.

El término “Visión Espiritual” es luego reemplazado por Espíritu Santo, y la visión física se convierte en el ego. El énfasis en las dos formas de ver, sin embargo, permanece a lo largo de todo el libro.

TOP